justicia de Dios en Jesús

Estándar

2 Corintios 5:21

“Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en Él”.

 

Llegar a entender la justicia de Dios y sus alcances en la eternidad es algo que sólo nos puede llegar por revelación misma de Dios. Entenderla es complicado cuando nos basamos solamente en términos humanos y de este mundo, pero cuando vamos a Su Palabra podemos deleitarnos en ella porque Su justicia es perfecta. Sí, perfecta.

No podemos añadirle nada porque Su justicia es suficiente. No podemos quitarle nada porque Su justicia es perfecta. No podemos ser ajenos a ella porque Su justicia sujeta el universo y la eternidad misma. No podemos ignorarla porque de ella depende nuestra salvación.

El precio de Su justicia que Dios debió impartir sobre cada uno de nosotros por nuestras rebeliones, pecados y desobediencia ha sido ejecutado sobre la vida misma de Jesús. Sé que para muchos esto suena algo ya conocido, pero entender realmente la justicia que hay detrás del sacrificio de Jesús y cómo gracias a Él nosotros podemos ser justificados es impresionante. Y aquí quiero que hagamos una pausa para preguntarnos:¿realmente estamos recibiendo la revelación día con día de lo que la justicia de Dios es para nuestras vidas? Y cada vez que recibes esta revelación ¿tu espíritu y todo ser queda impresionado y rendido a Dios con tal humildad y arrepentimiento que en ti un gozo sobrenatural nace?

Jesús, Dios mismo en quien no hay mancha, ni engaño, ni sombra de variación, ni pecado, ni impurezas, ni maldad, …, este Jesús fue hecho pecado por nosotros para que por medio de Él nosotros fuésemos hechos justos delante del Padre. Sí, esto es impresionante: Dios mirándonos a nosotros y viéndonos justos delante de Él porque la sangre de Jesús nos limpia y cubre de toda injusticia que en nuestra vida hay.

Conocer la justicia de Dios nos llevará una eternidad. Hoy Dios nos exhorta a que no recibamos en vano la gracia de Dios, sino que con vida piadosa y justa corramos día a día hacia la eternidad, que la eternidad ha comenzado ya en nuestras vidas.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s